Las 10 mejores formas naturales de curar los pies agrietados

14

Las fisuras en el talón o los pies agrietados son un problema común al que se enfrentan las personas de todas las edades y suelen ser el resultado de la falta de humedad. También puede deberse a estar de pie durante demasiado tiempo, a la exposición al agua durante muchas horas, al uso de calzado inadecuado, al uso de jabones fuertes o al frío. No importa cuál sea la causa, los pies agrietados parecen muy poco atractivos, pueden causar dolor e incluso pueden provocar algunas infecciones. Es por eso que debe intentar curar el problema lo antes posible y, para comenzar, ahora compartiremos con usted las 10 mejores formas naturales de curar los pies agrietados.

¿Cómo curar los pies agrietados? Aquí están las 10 mejores formas naturales de curar rápidamente los pies agrietados. Siga estos sencillos pero mejores consejos para curar los talones agrietados.

10 Fregado

Frotar la piel muerta y dura te ayudará a deshacerte de los pies agrietados en gran medida y será mejor probar este remedio primero. Antes de comenzar a restregar, sumerja sus pies en agua tibia y jabón durante unos 15 a 20 minutos para que su piel se ablande y sea más fácil de restregar.

Después de haber empapado sus pies en una tina que contenga agua jabonosa, saque un pie y con la ayuda de una piedra pómez frote suavemente las células muertas de la piel que ya se han aflojado. Repita lo mismo con el otro pie y luego lávese ambos pies con agua dulce. Seque con una toalla suave y aplique una crema para pies agradable. Lo mejor será seguir este remedio por la noche, y después de aplicar la crema hidratante podrás ponerte calcetines de algodón y dormir. Siga este remedio al menos dos veces por semana y se resolverá su problema de talón agrietado.

9 Frote Mentolado

Un masaje mentolado también puede ayudar a curar los talones agrietados debido al aceite esencial que contiene e incluso puede curar los hongos en las uñas de los pies.

Antes de irse a la cama, lávese los pies y séquelos con una toalla. Ahora aplique generosamente este masaje mentolado y use un par de calcetines, y déjelo reposar toda la noche. A la mañana siguiente, después de quitarse los calcetines, lávese los pies con agua tibia. Siga este proceso durante al menos unos días para deshacerse del problema por completo.

8 aceite de coco

El aceite de coco puede tratar la piel seca increíblemente bien, y esto también incluye los pies secos y agrietados. Junto con la hidratación de los pies, también combatirá las infecciones bacterianas y fúngicas.

Todo lo que necesita hacer es, antes de golpear la cama, sumerja sus pies en agua tibia durante un tiempo y frótelos con una esponja vegetal. Séquese los pies con palmaditas y luego aplique generosamente aceite de coco en los pies. Dado que el aceite puede manchar la ropa de cama, será mejor cubrirla con calcetines, y esto también ayudará a que el método funcione mejor. A la mañana siguiente, simplemente quítese los calcetines y lávese los pies.

7 glicerina

La glicerina tiene excelentes propiedades humectantes e hidratantes y es por eso que puede ayudar a tratar su talón agrietado de una manera perfecta.

Para usar este remedio, debe combinar partes iguales de jugo de limón y glicerina y agregar un poco de agua de rosas si lo desea. Aplique la mezcla en sus pies y déjela reposar durante unos 20 minutos. Lavar con agua limpia. Asegúrese de seguir este sencillo remedio todos los días al menos durante dos semanas.

6 cera de parafina

La cera de parafina también puede ayudar a eliminar la piel seca y muerta y curar el talón agrietado. Tiene propiedades emolientes naturales y por lo tanto suavizará tu piel y hará que tus pies luzcan hermosos.

Basta con echar un poco de cera de parafina en un bol y calentarla a baño maría o en el microondas. Agregue una cantidad igual de aceite de coco o mostaza a la cera tibia y mezcle bien. A continuación, aplique esta pasta espesa en las grietas y use sus calcetines. Deje que permanezca así durante la noche y, a la mañana siguiente, lávese los pies con agua dulce. Siga este remedio casero durante al menos una o dos semanas y definitivamente estará feliz con los resultados.

5 sal de Epsom

La sal de Epsom mejora la circulación, elimina las toxinas, promueve la salud de la piel y es ideal para los pies agrietados.

Para este tratamiento en el hogar, debe llenar una tina con agua tibia y agregarle media taza de sal de Epsom. Remoje sus pies en esta agua durante unos 10 minutos. Saque un pie y frótelo suavemente con una piedra pómez durante al menos unos minutos. Vuelva a poner este pie en el agua, saque el otro pie y repita. Ahora saque ambos pies, séquelos con una toalla y luego aplique vaselina o una crema hidratante espesa. Repita este proceso durante al menos 2-3 días.

4 limón

El jugo de limón tiene una propiedad ácida natural y suave que puede ayudar a eliminar fácilmente las células muertas y secas de la piel de los pies. También hará que tu piel sea hermosa y suave.

Simplemente tome una tina y llénela con agua tibia. Agregue jugo de un limón y remoje sus pies en esta agua tibia de limón durante al menos 10 minutos. Frote suavemente sus pies con un cepillo de dientes suave y luego lávelos y séquelos con palmaditas. Ahora aplique una crema para pies o un humectante de su elección. Repite este proceso 2-3 veces a la semana.

3 vinagre

El vinagre también puede curar los pies agrietados, todo gracias al ácido acético presente en él, que suaviza la piel y facilita la exfoliación. Este baño de pies también funciona de maravilla para aquellos con pies cansados.

Para hacer este remojo de pies, combine dos tazas de agua con una taza de sidra de manzana o vinagre blanco y remoje sus pies en esta mezcla durante unos 15 minutos. Ahora, con la ayuda de la piedra pómez elimina la piel seca y muerta. A continuación, lávese los pies, séquelos y aplíquese el humectante de su elección.

2 avena

Un exfoliante casero de avena para pies también puede ayudar a eliminar la piel muerta de los pies y mantenerlos humectados.

Todo lo que tienes que hacer es tomar 1 cucharada de harina de avena en polvo en un bol y agregarle un poco de aceite de jojoba y crear una pasta espesa. Aplica esta pasta de avena en tus pies, prestando especial atención a tus talones. Déjelo reposar durante 30 minutos y luego frótese los pies con él, lávese con agua fría y séquese. Siga este remedio en días alternos hasta que haya eliminado su problema.

1 plátano

Si tienes plátanos demasiado maduros en casa, no los deseches y utilízalos para curar tus pies agrietados. No solo ayudarán a eliminar el problema, sino que también humectarán perfectamente los pies.

Para este remedio, necesita 1-2 plátanos demasiado maduros que debe colocar en su licuadora y formar una pasta cremosa y espesa. Puede agregar medio aguacate, aunque eso es opcional. Ahora, aplique la pasta en sus pies y déjela reposar durante unos 20 minutos. Lávese los pies correctamente primero con agua tibia y luego fría. Asegúrese de seguir este método con regularidad para tratar y prevenir los pies secos y agrietados.

No importa lo caras o bonitas que uses las sandalias, si tus pies son visibles en ellas y están agrietadas, pueden arruinar tu look por completo. Además, los pies agrietados también pueden causar muchos problemas y dolor y, por lo tanto, debe intentar curarlos lo antes posible. Por lo tanto, comience a seguir estos remedios caseros de inmediato y prepárese para hacer alarde de unos pies perfectamente suaves y hermosos que harán que todos sientan envidia.

Fuente de grabación: www.wonderslist.com

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More